Cada ser humano al ser pura energía, y esto no lo digo yo lo han demostrado científicamente que estamos compuesto por partículas subatómicas en constante movimiento, entonces cada persona tiene su vibración. Hay gente muy fuerte emocionalmente por su naturaleza y pueden con casi con todo. Pero hay otro tipo de personas  mas débiles emocionalmente y necesitan ayuda y apoyo mas que los otros. Sobre la vibración hablaremos en otros capítulos por que es un tema muy interesante para el auto-conocimiento y conocimiento de las personas que nos rodean, pareja, familia, hijos, socios y ect.

Uno de los graves estados de miedo es la apatía y la depresión. La sensación que tenemos es que no podemos hacer nada en nuestra situación y además nadie nos puede ayudar. Es una sensación de soledad absoluta, vació, demasiado cansado para avanzar y para vivir en general. Apatía es una vibración tan baja, que esta cercana a la muerte. Uno se siente inútil, triste, condenado, indiferente. Gran parte de la población hoy el día esta funcionando en el nivel de apatía y depresión. En realidad el propósito de estos estados es pedir ayuda, pero la sensación es que nadie te puede ayudar.Sin embargo, pedir es lo que más difícil nos resulta.   Muchos de nosotros apenas  sabemos pedir. A veces se debe a que somos arrogantes, a veces a que no nos gusta a solicitar ayuda, a veces a que somos perezosos, a veces porque tenemos la mente tan ocupada con preguntas, distracciones y confusión que no se nos ocurre algo tan sencillo como pedir.

El momento decisivo en la curación de un alcohólico o un drogadicto es aquel cuando éste reconoce su enfermedad y pide ayuda. De un modo u otro,todos somos adictos al sufrimiento; el momento en que podemos recibir ayuda es cuando reconocemos nuestra adicción y, sencillamente, la pedimos. Pedir el poder de comprender el sentido de nuestro sufrimiento y transformarlo; en un plano relativo, pedir que en nuestra vida crezcan la claridad, la paz  y pedir el conocimiento profundo de la naturaleza absoluta de la mente.

Si estas leyendo esto te aseguro que vas a subir de vibración y por supuesto sanarte. Si estas leyendo esto y hay alguien en tus círculos que esta con una depresión, ya puedes ir con el propósito de ofrecer ayuda. Estas personas necesitan muchísima ayuda y confianza en que no están solos y que pueden con todo. Para empezar  y empujarte hacia arriba de este agujero, te digo,que en el estado que estas puedes estar mucho tiempo y no vale para nada, solo para estar mal. A cada uno de nosotros nos toca marchar a  la otra dimensión cuando te toca la hora. Mientras tanto levántate, si te hace falta llorar,pues llora sin problemas ,pero luego reflexiona que a este mundo todos venimos con un propósito. ¿Has cumplido con el tuyo? ¡Pues no! Y seguro,que no era de estar con apatía y depresión año tras año, de eso nada. Si quieres conocerte mejor harte una numerología, que en esto te ayudamos, haz la lectura de tu nombre y apellidos para saber para que has venido a este maravilloso  viaje llamado VIDA. En todo caso  pide ayuda, por pedir no se pierde nada, todo lo contrario, vas a obtener toda la ayuda que necesitas. Empieza a confiar, que tu misión en la tierra acaba de empezar, que hay un montón de cosas por hacer. Una de ellas por ejemplo es ayudar a los demás con estas cosas tan fastidiosas, que te quitan las ganas de vivir.La solución es volverse mas consciente. Que significa empezar a buscar la verdad por nosotros mismos, en lugar de permitir ciegamente que seamos programados. Da igual como, desde fuera con la basura que nos meten por todos lados o desde dentro, con estos pensamientos negativos. Los cuales debes observar como una nube y dejar marchar. De la apatía vas a subir de vibración experimentando una ira, ira relacionada con el miedo por no hacer las cosas que te gusta ¡Enfádate! El enfado te lleva a  la acción, al  mismo tiempo subiendo de vibración. La apatía y la depresión surge por que nosotros hemos creído en nuestra pequeñez. Eso lo que pasa cuando nos sentimos víctimas y confiamos en la negatividad. Olvidando nuestra esencia que es cariñosa,valiente y grandiosa. Nuestra esencia es AMOR. No me cansaré de repetirlo miles de veces, ya que, el AMOR puede con todo,es lo mas potente que tiene el ser humano.

Uno de los mayores bloqueos esta producido por echar la culpa a alguien. La verdad es que  tiene  una gran recompensa , conseguimos ser inocentes disfrutando de auto-compasión, ser víctimas. Haciendo la víctima conseguimos ser los buenos y la otra parte el malo de la película. Por cierto,eso vemos día a día en los medios de la comunicación y los programas donde la gente se insultan, ponen demandas. Culpar es la mayor excusa del mundo. Nos permite seguir siendo limitados y pequeños sin sentirnos culpables. Pero, todo tiene un precio, el precio es la perdida de nuestra libertad. Ademas el papel de víctima nos trae auto-percepción de debilidad(somos débiles), vulnerables, indefensos, que son componentes de la apatía y la depresión. Tenemos  darnos cuenta que elegimos culpar a alguien o no.Culpar es otro programa negativo, que hemos permitido desde la infancia que nuestra mente adquiera porque nunca nos hemos parado a cuestionarlo. Cuando dejamos de culpar, experimentamos el perdón. Sin el PERDÓN  estamos permitiendo ser manipulados por la culpa, y ademas usamos el mismo mecanismo de la culpa para poder explotar y controlar a otros. No hay ganador en el juego de la culpabilidad. Tampoco nos vale sentirnos culpables. Debemos  aprender a perdonar a nosotros mismos. La culpa es una roca enorme que nos aplasta sin piedad quitando las fuerzas y creando las enfermedades.Perdona a todos, perdonate a ti mismo. Todos tenemos el derecho equivocarnos. Estamos en continua evolución ¡Evoluciona!

Los cambios que experimentamos con las tormentas que nos da la vida, moldean nuestro carácter. Aumenta nuestra confianza en nosotros mismos y  la BONDAD y COMPASIÓN empiezan a emanar naturalmente de nosotros y a llevar alegría a los demás.

Sana tu mente-sanaras el mundo!